real estate menu left
real estate company logo
Spanish Chinese (Simplified) English French German Italian Portuguese
Perfiles
GUSTAVO GOMEZ, EL HOMBRE CAPAZ DE DECIR “NO” PDF Print
Written by Edgar Artunduaga   
Wednesday, 14 December 2011 17:27

El país escucha y admira al buen periodista Gustavo Gómez, la revelación de la radio (en los últimos 10 años) y una de las estrellas de Caracol. A partir de hoy será ejemplo de padre responsable, esposo ideal y miembro principal en la limitada lista de hombres capaces de derrotar su propio ego, especialmente en esta profesión tan narcisista.

Gustavo declinó la dirección de noticias de Caracol TV, un puesto por el que algunos colegas darían la vida, porque quiere dedicarle más tiempo a Gustavo y Francisco, sus niños de 10 y 6 años.

El proceso fue el siguiente, fruto de la consulta a varios amigos, porque Gómez se negó a dar declaraciones al respecto, con el argumento válido de que no es noticia que un periodista acepte o rechace un cargo.

Permítanme –con todo respeto- hablar desde el corazón del amigo, a quien conozco “al aire”, con quien he compartido poco (ni un tinto) pero de quien sólo he recibido buenos comentarios de sus colegas, donde abunda el canibalismo. Lo que digo enseguida es la suma de muchas voces.

Last Updated on Thursday, 15 December 2011 17:44
 
VLADDO Y EL EGOISTA ENCANTO DE VIVIR SOLO PDF Print
Written by Edgar Artunduaga   
Sunday, 04 December 2011 19:56

Vladimir Flórez, el gran caricaturista Vladdo, dibujante, polémico, provocador, “y padre” de Aleida, le huye a las celebraciones decembrinas, “poco aficionado a eso”, con la ventaja de marginarse porque vive solo. “En mi apartamento los únicos adornos navideños son las facturas”.

Fue casado como cinco años. Tiene una hija de verdad, distinta al genial y ácido personaje de Aleida. Y se da el lujo de que grandes periodistas y señoras “bien” sean sus modelos, en una actividad que el país apenas comienza a conocerle.

Last Updated on Monday, 05 December 2011 18:00
 
“YO SOY EL SARGENTO LUIS ALBERTO ERAZO, VIVO DE MILAGRO” PDF Print
Written by Edgar Artunduaga   
Monday, 28 November 2011 16:05

Primero quiero que me perdonen por lo mal hablado que soy. No sé hablar, hace mucho tiempo que no estaba con ustedes y nunca lo he estado. Estoy feliz. Hoy empiezo una nueva vida, que pongo en manos de Dios, después de 12 años de secuestro. Realmente estoy vivo de milagro.

Impresionado con mi hija Gisela, de 16 años, muy alta, muy bonita, convertida en una señorita. Estoy bien en términos generales, me dicen los médicos, con los traumas propios de semejante odisea.  Perdí unos dientes y tengo una pequeña herida en la cara. Feliz de ver a mi madre, mis hermanos, mis hijas, mi nieto, ¡feliz!.

Obviamente muy triste por la muerte de mis compañeros. Llevábamos como mes y medio caminando. Habíamos llegado a ese campamento hacia las dos de la tarde y nos encadenaron hacia las seis. Siempre estuvimos en el Caquetá. Los guerrilleros no conocen plenamente la zona pero se orientan con un GPS.

El sábado nos levantamos hacia las seis de la mañana. Nos dijeron que ese día no había marcha. Nos dedicamos, entonces, a organizar nuestras cosas. Yo me levanto y empiezo a arreglar mi caleta, porque estaba mal, también hacemos el arreglo del Subintendente Moreno y unos arreglos a unas parcelas del Cabo Martínez.

Últimamente empezaron a darnos trote para mantener nuestro estado físico y evitar los calambres en las caminatas. Hacíamos trote, nos bañábamos, regresábamos al campamento, nos sentábamos en la caleta y ahí a leer o a escribir cualquier cosa.

En una de estas, viene el desayuno y luego viene el recepcionista y le dice al Teniente Hernández que estuviéramos en alistamiento de primer grado. Yo no escuché y mi Teniente me dice que estamos en alistamiento de primer grado y me voy a mi caleta para arreglar lo mío. Empiezo a bajar mi carpa, la doblo y empiezo a ubicar mis cosas en el equipo. Agarro una toalla para empacarla, cuando escucho los primeros disparos. Uno, dos, tres, se vinieron en ráfaga miles de disparos.

Los guerrilleros nos invitaron a seguirlos, con la condición de respetarnos la vida. Yo no lo hice, salí a correr en otra dirección. Mis compañeros acataron la instrucción y los mataron cobardemente. Tres tipos me persiguieron, hasta que se cansaron.

Sonaron miles de tiros. Yo me escondí y lo hice por unas ocho horas. Pensé prender una fogata para que me rescataran, pero resultaba dar mucha papaya. Me regresé entonces al sitio donde estábamos, a la espera de un contacto con la Fuerza Pública.

 

 

Siento que me dan en la cara y en el cuello. Arranco a correr y me caigo. Arranqué a correr en el lado oriental porque veo que el Centinela de ahí corre hacia un caño. Me dejó el campo solo para mí, empiezo a subir y dos guerrilleros detrás de mí quemándome. Estuvieron a punta de alcanzarme, luego me les corro más y me les pierdo por ahí en la jungla.

Digo… bueno, ya me quedé sólo, ahora me toca ir hacia el sur, buscando el Río Caquetá. Cuando voy por allá arriba en un filo, escucho que hacían bulla otras personas, con un elemento que no era el propio de la unidad. Me empiezo a acercar allá despacio y veo unos “manes” diferentes y a un tipo con casco y visor nocturno, es un soldado. Me le voy, él se viene hacia mí con armamento y yo le digo “Policía, Policía, él dice Ejército, Ejército, bienvenido compañero”. No me soltaron desde ahí hasta el otro día. Uno se pone a temblar allá.

Yo siento que Dios está conmigo, que me da una nueva oportunidad y que de la misma forma como hay Dios, hay mal, y el mal son las FARC.

Yo llego allí donde el soldado y les dije: ”¿Qué pasó con mis compañeros, los sacaron? Me dice que ahí no encontraron nada, se fueron, se los llevaron. Le dije: “haga sonar la motosierra que de pronto alguien salió y así como yo llegué acá, puedan llegar los otros. Haga sonar un árbol con una bamba”. Allá se utiliza el bambeo y la gente se va orientando hacia donde suena el árbol.

Me dio mucho guayabo cuando despega el helicóptero y veo esa inmensa selva y yo pensando que mis compañeros se quedaban ahí, me daban ganas de llorar, se le arruga el corazón a uno.

Doce años con ellos, y unos ya llevaban catorce. Eso es inaudito. El mensaje a la familia lo pedíamos cada nada, queríamos enviar cartas, videos. Decían escriban cartas. Escribíamos cartas en cantidad, a veces sacábamos video pero únicamente llegaba el video. Era muy difícil porque después de que liberaron a mucha gente, dijimos estos manes qué se van a quedar con nosotros, si los liberan a ellos, nos liberan a nosotros con mayor razón, ya que no tenemos ningún valor político para las FARC.

Acabo de hablar con el hijo de Libio. El niño está destrozado. Yo le dije que tenga valor y que el papá de él, era un hombre honrado, trabajador, echado para delante. Yo quiero que ese niño se prepare y el papá desde la eternidad, se sienta orgulloso de tener un descendiente suyo.

Nosotros nos enteramos de la muerte de Cano, porque yo cargaba un transistor y lo prendí y hablaron de su muerte. Dijeron que habían atacado un campamento y después confirmaron que él había muerto. Y no pasó nada. Ya sabían quién lo iba a reemplazar. En las FARC se escucha mucho que a rey muerto, rey puesto.

Aprovecho esta oportunidad para decirle a alias Timochenko, jefe máximo de las FARC, que si es sensato se desmovilice, que sea cuerdo, que no siga asesinando a hombres enfermos que no tienen nada que ver con lo que está pasando en Colombia, que su lucha es estéril. El fin de las FARC está próximo.

Last Updated on Tuesday, 29 November 2011 17:45
 
“LA NIÑA DE LOS TINTOS” ELEGIDA CONCEJAL DE BOGOTA PDF Print
Written by Edgar Artunduaga   
Wednesday, 02 November 2011 17:56

Muchos habitantes de Kennedy conocían a Diana simplemente como “la niña de los tintos” porque hizo su campaña política con un par de termos, hablando con la gente en paraderos de buses y pequeñas plazas de mercado, como en su tiempo lo hizo Cristina Plazas –más play- frente al Carulla de la 85. Cristina es hoy consejera presidencial, después de haber sido concejal de la ciudad.

Diana Alejandra Rodríguez ya era edil de su localidad. Lo ha sido en dos últimos dos períodos. Ríe como una jovencita tímida, pide permiso para todo, da las gracias a quien va por la calle, emocionada por la nueva curul de concejal de Bogotá. Nadie ganaría una apuesta sobre su edad, pero ya tiene 29 años. Por teléfono no pasa de 20.

Diana, la octava votación del Movimiento Progresista de Petro (de ocho elegidos por ese partido) es “hechura” de su mamá, María Julia Cortés, quien se quedó viuda cuando la niña tenía solo dos años. El padre, Gonzalo Rodríguez, estudiante de la Nacional (cursaba ingeniería forestal, a sus 28 abriles) fue atacado brutalmente por un cáncer que lo mató en seis meses.

María Julia, la profesora de escuela, encendió entonces todos los motores y esfuerzos para salir adelante. Fue guerrera sindical y acompañada por Diana participaron en cientos de manifestaciones en procura de mejores condiciones para el magisterio. La niña se volvió mujer y aprendió el discurso de las reivindicaciones.

Last Updated on Tuesday, 15 November 2011 21:36
 
SE FUE CARLOS GOMEZ, SÍMBOLO DE LA MEJOR LOCUCION COLOMBIANA PDF Print
Written by Edgar Artunduaga   
Sunday, 23 October 2011 20:18

Fue un gladiador de la vida, un optimista universal, un ganador contra todo, incluso derrotando el cáncer que lo visitó con frecuencia y sacó corriendo en varias oportunidades. En una de esas ocasiones –siendo muy joven- le quitó una pierna. Por eso le decíamos en broma, mientras él reía, que nunca estiraría la pata. Pero, obvio, no era inmortal. Acaba de morirse a los 73 años.

Hace algo más de medio siglo Carlos Gómez Moreno se puso frente a un micrófono de radio (en el Huila) y los oyentes quedaron deslumbrados, fascinados ante “el color” de su voz, como cuando un muchacho que empieza en la música ya canta como un barítono bien formado.

La radio es el escenario de la mente, dice el publicista y gran amigo Germán Puerta, y –en efecto- todos quisieron conocer a ese joven de voz adulta, de una tesitura exquisita, de un timbre sin igual, que se metía en el cerebro y el corazón como un gusanito en una fruta.

Last Updated on Tuesday, 15 November 2011 21:39
 
« StartPrev12345678910NextEnd »

Page 1 of 19


Edited: Giovanni Alarcon Moreno
Free counter and web stats